Share, , Google Plus, Pinterest,

Print

Posted in:

Herramientas y claves para un buen Naming

content

Hola a todos una semana más, para los que no me conozcan soy Carlos Castaño! Hoy os quiero dejar unas herramientas para elegir un buen Naming.

También te animo a seguirme en Twitter: @carcasoli

Empecemos!!!

El nombre es aquella palabra que te identifica. Por ello, para elegir el nombre de marca, Naming, debemos hacer un análisis para ver que encaje con nuestra propuesta de valor y que se adapte a los idiomas y culturas en los que nuestra marca vaya a actuar.

No todo es ser creativo, para elegir un buen Naming hay que saber algunas técnicas que te pueden ayudar a su construcción.

10 tips para un buen nombre de marca:

  1. Un nombre tiene que tener buena sonoridad.
  2. Un nombre tiene que aportar diferenciación.
  3. Un nombre tiene que tener una buena pronunciación.
  4. Un nombre tiene que ser sugerente y evocador.
  5. Un nombre tiene que ser reconocible.
  6. Un nombre tiene que ser coherente con nuestra propuesta de valor.
  7. Un nombre no tiene que tener connotaciones negativas culturales o semánticas
  8. Un nombre tiene que ser flexible y duradero.
  9. Un nombre tiene que ser registrable.
  10. Y si es corto, mucho mejor.

A continuación te dejo una herramienta que te puede ayudar para la construcción de un buen Naming.

Lo primero que debemos hacer es examinar nuestra Plataforma.

El nombre de marca debe estar en consonancia con nuestra Plataforma de Marca. Esto hará que nuestra Identidad Verbal sea coherente con nuestra propuesta de valor.
Al examinar la Plataforma de Marca sacaremos los conceptos más importantes que queremos que estén en nuestro nombre de marca. Aquellos valores y personalidad que mejor nos definan.

Ejemplo: Imaginación, Sentirse joven, Otra forma de entender el mundo, Constancia, Salud y Bienestar…

Ejemplo de TRIVAGO: “El nombre de nuestra marca pretendía tener una connotación de viaje, pero no debía estar totalmente centrado en eso, porque no estábamos seguros de si nuestro negocio sería solo de viaje o si se ampliaría a otras áreas. Se nos ocurrió el nombre poniendo sílabas diferentes palabras relacionadas con viajes en un tablero y probar lo que funcionaba.”

Seguimos con un análisis de la competencia.

Con los conceptos sacados de la Plataforma de Marca pasamos a analizar las empresas de nuestras categoría y categorías paralelas para ver que quieren transmitir a través de sus nombres. Con ello veremos cuales son claves para competir en el mercado de forma diferencial.

El modelo de construcción de Naming

Puedes encontrar varios modelos en libros y artículos que te ayudarán a encontrar el nombre correcto para tu marca. Te voy a mostrar dos modelos que puedes usar.
El primer paso de creación de un Naming acorde con los conceptos extraídos de la Plataforma de Marca puede dividirse en tres fases:

–  Primera fase: Una vez extraídos de la Plataforma de Marca los conceptos que mejor pueden competir en el mercado pasamos a buscar nuevos conceptos que se nos ocurran a partir de similares o relacionadas.
Anotamos conceptos asociados, familia léxica y los campos semánticos que rodean a los conceptos o concepto elegido anteriormente. Esto ampliará el abanico de posibilidades creativas. Un pequeño brainstorming. Encontraremos palabras que sean capaces de representar varios conceptos.

Ejemplo: Vacas-> Vaquería, Campo, Leche, Naturaleza, Salud, Calidad…

–  Segunda fase: Para los conceptos seleccionados anteriormente buscamos nuevos conceptos que estén asociados con nuestros conceptos de la primera fase.

Ejemplo: Vacas-> Naturaleza, Leche, Calidad-> Pureza…

–  Tercera fase: Para cada concepto que hemos ido alcanzando encontraremos buscamos una forma de unirlos de una forma correcta a través de los siguientes modelos de construcción. Mix & Match*

*Esta tercera fase también es conocida como Mix & Match
En esta fase vamos a alterar las palabras añadiendo prefijos, sufijos, duplicando letras, probando la traducción a otros idiomas, etc.

Ejemplo: Pura Leche de Vaca -> PULEVA – Neologismo

Descriptivo: Basado en una descripción literal. (United Airlines)
Neologismo: Construimos un nombre nuevo a partir de varios existentes (Movistar, Movil+Star)
Abstracto: Creamos un nombre inexistente. (Trivago)
Sugerente: Mostramos el beneficio que ofrece el producto (American Express)
Evocativo: Empezamos con una raíz conocida y construimos algo nuevo. (Vueling)
Asociativo: Cuando nos describe algo de forma conceptual (Dorada)

Filtrado

Es hora de seleccionar aquellos que cumplan algunas de las reglas básicas: buena sonoridad, mayor diferenciación, cortas, reconocibles y que puedan gestionar un significado de valor.
Una vez tenemos la lista de nuestros Prototipos de Naming es hora de pasarlos por los filtros para poder convertirlos en Nombre de marca. Tiene que ser registrable no tener ningún significado cultural negativo para los mercados donde vayamos a actuar.

Ejemplo: Mitsubishi Pajero tuvo que ser sustituido por Mitsubishi Montero a la hora de su lanzamiento en España.

Recuerda que el proceso de creación de Naming es gran parte de ciencia y una pequeña parte de creatividad.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *