Advertising

La arriesgada campaña de Burger King protagonizada por una hamburguesa en descomposición

Burger King Whopper
Burger King

El día de ayer la cadena de comida rápida Burger King se atrevió a lanzar una polémica campaña publicitaria, que difícilmente pasa desapercibida en el mundo del marketing digital..

Bajo el lema de realzar la “belleza de lo natural” la empresa anunció que dejará de utilizar conservantes, colorantes y saborizantes artificiales en su clásica y popular hamburguesa “Whopper”.

Y claro, no hay mejor forma para anunciarlo que enseñando al producto en un estado de descomposición. Literalmente.

“El moho crece de una manera muy inconsistente. Tuvimos que trabajar durante varios meses, con diferentes muestras, para poder mostrar la belleza de algo que generalmente se considera indeseable. Nunca pensé que me convertiría en un especialista en moho, pero eso era necesario para que esto sucediera”, explicó Björn Ståhl, director creativo ejecutivo de la agencia sueca Ingo, una de las tres que trabajó en la campaña.

Si bien esta acción solo se ha implementado en 400 de las 7.346 sucursales de Burger King en Estados Unidos, la cadena planea extender esta medida en sus establecimientos de Francia, Suecia y España, con el objetivo de aplicarlo a todos sus restaurantes antes del termino del 2020.

En esta línea, ninguno de los ingredientes de la hamburguesa Whopper tendrá conservantes artificiales. Esto implica a la carne, cebolla, lechuga, tomate, mayonesa y pepinillos.

No cabe duda que esta es una de las campañas más arriesgadas para abordar la temática de los conservantes y aditivos artificiales en la comida, creando una campaña difícil de olvidar.